miércoles, 28 de junio de 2017

04/30 - Trainspotting 2

En 1996 Renton tuvo este enorme monólogo en Trainspotting:

"Elige la vida. Elige un empleo. Elige una carrera. Elige una familia. Elige un televisor grande que te cagas. Elige lavadoras, coches, equipos de compact disc y abrelatas eléctricos. Elige la salud, colesterol bajo y seguros dentales. Elige pagar hipotecas a interés fijo. Elige un piso piloto. Elige a tus amigos. Elige ropa deportiva y maletas a juego. Elige pagar a plazos un traje de marca en una amplia gama de putos tejidos. Elige bricolaje y preguntarte quién coño eres los domingos por la mañana. Elige sentarte en el sofá a ver tele-concursos que embotan la mente y aplastan el espíritu mientras llenas tu boca de puta comida basura. Elige pudrirte de viejo cagándote y meándote encima en un asilo miserable, siendo una carga para los niñatos egoístas y hechos polvo que has engendrado para reemplazarte. Elige tu futuro. Elige la vida... ¿pero por qué iba yo a querer hacer algo así? Yo elegí no elegir la vida: yo elegí otra cosa. ¿Y las razones? No hay razones. ¿Quién necesita razones cuando tienes heroína?"

La versión actualizada en Trainspotting 2:

“Elige vida fue el slogan bienintencionado de una campaña contra las drogas en los ochenta. Nosotros le añadíamos cosas. Yo decía por ejemplo… elige lencería de diseño con la vana esperanza de insuflarle algo de vida a una relación muerta. Elige bolsos. Elige zapatos de tacón, cachemir y seda para sentir lo que se hace pasar por felicidad. Elige un iPhone fabricado en China por una tía que saltó por una ventana y métetelo en el bolsillo de tu chaqueta recién traída de una ratonera asiática. Elige Facebook, Twitter, Snapchat, Instagram y otras mil formas de escupir tu bilis a personas que no conoces. Elige actualizar tu perfil. Dile a alguien lo que desayunaste y confía en que alguien en alguna parte le interese. Elige buscar antiguas amantes, y creer desesperado que no tienes tan mala pinta como ellas. Elige bloguear en directo desde tu primera paja hasta tu último aliento. Interacción humana reducida a meros datos. Elige diez cosas que no sabías sobre famosos que se han operado. Elige gritar sobre el aborto, elige chistes sobre violaciones, llamar putas a las mujeres, porno vengativo y una marea de deprimente misoginia. Elige pensar que lo del 11S nunca pasó, y que si pasó, fueron los judíos. Elige un contrato basura, dos horas de camino al trabajo, y elige lo mismo para tus hijos, pero peor. Y cree que hubiera sido mejor que no hubieran nacido jamás. Y luego túmbate, y alivia el dolor con una dosis de una droga desconocida preparada en la puta cocina de alguien. Elige promesas incumplidas y desear haberlo hecho todo de otra forma. Elige no aprender nunca de tus errores. Elige ver como la historia se repite. Elige la lenta reconciliación hacia lo que puedes conseguir en lugar de lo que siempre has querido. Confórmate con menos poniendo cara de valiente. Elige la decepción, y elige perder a tus seres queridos, mientras se alejan de tu vista una parte de ti muere con ellos, hasta que veas un día en el futuro, una a una se han ido todas y no quedara nada de ti que se pueda calificar de vivo o muerto. Elige tu futuro Verónica. Elige vida...”